puntos clave

Se requieren 271.818 firmas para avalar la consulta a la ciudadanía (30% de la votación que obtuvo el alcalde). Una vez verificadas las firmas requeridas, se convoca a elecciones y el día de la votación, se deberían depositar como mínimo el 40% de los sufragios válidos registrados el día que fue elegido Peñalosa, es decir, 1´092.229. para revocar el mandato se requieren la mitad más 1 votos, es decir 546.116 votos. Esto hace que la Revocatoria sea viable.

Aún existe la posibilidad de que se convoque a la urnas, sin embargo el umbral mínimo de participación 1 ́100.000 votos que se requiere es bastante alto.

En ProBogotá creemos que revocar al alcalde por motivos ideológicos o políticos, como en este caso, sería un precedente fatal para la gobernabilidad de las ciudades en Colombia. El hecho que a la oposición no esté de acuerdo con el modelo de ciudad del alcalde de turno, no es motivo suficiente para adelantar un proceso de este calibre y sumir a la ciudad en un posible limbo de desgobierno.